CÓMO VENCER EL MIEDO PARA VENDER MÁS

by Oct 15, 2019Ventas B2B

¿Sabías que el mundo de las ventas existen múltiples escenarios? Así es, puedes tener una gran empresa, un emprendimiento, ser autoempleado o ser el vendedor de una compañía. Cualquiera que sea el panorama en el que te encuentras es fundamental que mantengas el miedo al margen, pues este te puede robar toda la creatividad, y pasar una mala jugada.

Generalmente el miedo aparece por nuestra necesidad de ser aceptados. Por supuesto, que a todos nos encantaría que los clientes siempre digan que ¡Sí! Pero este escenario no solo es utópico sino nocivo.

En las ventas es fundamental que aprendamos a aceptar los NO como respuesta de hecho Robert Kiyosaki en su libro “Padre Rico, Padre Pobre” cuenta cuál fue su mayor aprendizaje al ser vendedor, gracias a su experiencia como vendedor aprendió a aceptar los NO como respuesta. Descubrió cómo no relacionar los rechazos con sus capacidades y seguir trabajando hasta obtener un Sí. 

¿Qué pasa cuando el miedo toma el poder? Se pierde la creatividad y ¡Para vender necesitas ser creativo!

¿Cómo evitar que el miedo se apodere de ti?

El primer ejercicio que te propongo es que recibas siempre nuevas ideas. Es común que cuando alguien nos llega con una forma innovadora de hacer algo que nosotros ya sabemos hacer, nuestra respuesta sea decir ¡No gracias!  Esto, generalmente, es el miedo al mando. No queremos arriesgarnos, ya nos sentimos seguros con un (modo- operandi) y creemos que una alternativa nos puede producir pérdidas. 

¡Nadie dijo que era fácil! Al principio va a ser difícil dar esos primeros pasos para probar cosas nuevas, pero después va a ser más fácil. Tu mente comenzará a desear probar diferentes cosas y con el tiempo, el miedo se irá disipando. 

Otro error que solemos cometer, llevados por la ambición es ponernos metas imposibles de alcanzar. ¡Ojo! Acá es muy importante equilibrar nuestros objetivos. Por un lado deben sacarnos de nuestra zona de confort y por otro, deben ser posibles y alcanzables. 

Si la meta es muy lejana y los resultados no nos llevan rápido hacia ella, es probable que surja el miedo y nos paralicemos. Por eso, siempre ponte cifras que requieran que te esfuerces, pero no pongas números imposibles solo porque tu corazón te dice o ¡Tienes un pálpito!. 

¡Deja  de vivir del qué dirán! Si he visto algo en la vida,  y es la inseguridad a una persona, es regir su vida por el qué dirán.  Esta necesidad de aprobación, hace que el miedo coja mucho poder y te limite. No vas a tomar las mejores decisiones sino las que mejor te hagan quedar. En este sentido, perderás el mando de tu negocio y será el miedo el que dirija tu vida. 

¡Acepta! Qué todavía no eres perfecto. Todos quisiéramos ser los mejores ¡YA!. Sin embargo, esto no es posible si no empiezas. Alimentar el miedo, es seguir prolongando las cosas y nunca lanzarte al mundo. Por eso, para vencer el miedo empieza por hacer esa llamada en frío que nunca has hecho, háblale a una persona en el ascensor, pide la cita con el cliente al que le quedaste mal. 

Está bien cometer errores si logras aprender en el proceso. Acepta que “todavía te falta mucho pelo pa’ moña”, empieza a actuar y si te equivocas míralo como una experiencia enriquecedora, (Siempre hay días buenos y malos) prométete no volver a repetir una falta como esas y continúa tu camino hacia el éxito. 

No permitas que el miedo se apodere de tu negocio y de tus ventas. Míralo de frente, atrévete, ponte desafíos  que te hagan el mejor VENDEDOR y verás cómo en poco tiempo VENDERÁS CON DINAMITA. 

 

0 Comments

Archivo

Categorías

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.